10 octubre, 2005

Premio Nobel de Economía, 2005.

Clasif. A
Hoy, lunes 10 de octubre de 2005, fue emitido el comunicado de prensa en el que se informa que el premio Nobel de Economía de este año fue otorgado a Robert Aumann y Thomas Schelling por su trabajo relacionado con teoría de juegos.

En 1994, el premio fue ganado por John Harsanyi, John Nash y Reinhard Selten también por sus estudios acerca de la teoría de juegos por lo que en principio me extrañó que se volviera a dar un Nobel por investigación acerca del mismo tema.

Hace 11 años, se premiaron avances teóricos necesarios para usar la teoría de juegos como un instrumento de análisis no sólo para la economía sino también para otras ciencias sociales. Este año el galardón se debe a aplicaciones de la teoría de juegos a problemas sociales importantes y al desarrollo de nuevas técnicas y conceptos que han permitido el uso de la teoría de juegos con un enfoque más amplio.

El Nobel de economía de este año es un buen pretexto para dar una introducción a la teoría de juegos para quienes no la conocen.

La teoría de juegos ofrece herramientas para analizar situaciones en las que dos o más personas interactúan y lo que va a recibir cada una, bueno o malo, va a depender no sólo de lo que hagan sino también de lo que las demás personas decidan hacer.

Para explicarme mejor voy a ofrecer un ejemplo sencillo. Supongamos que tenemos a dos jugadores que son los Estados Unidos de América (EU) y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) en los tiempos de la guerra fría. Cada uno tiene dos opciones (estrategias en el lenguaje de teoría de juegos) lanzar o no bombas atómicas al enemigo. Como hay dos jugadores y dos estrategias se tienen cuatro resultados posibles (dos jugadores por dos estrategias)

Un resultado es que los dos tiren las bombas y todos mueran, otro es que las bombas no sean lanzadas y no se pueda acabar con el enemigo pero tampoco perezca uno mismo.

Los otros dos resultados son que sólo EU o sólo la URSS lancen las bombas, pero son resultados que no se van a dar porque si EU envía las bombas, la URSS también lo va a hacer y viceversa.

Esta sencilla idea se formaliza en un concepto de teoría de juegos llamado equilibrio de Nash. Si tu lanzas una bomba y lo que me conviene a mi es lanzarla también se tiene un equilibrio de Nash, es decir, que yo hago lo que me conviene dado lo que tú estás haciendo y tú lo que te conviene dado lo que yo estoy haciendo.

También el resultado de que nadie tire las bombas es un equilibrio de Nash. Dado que tú no me bombardeas lo mejor que puedo hacer es no bombardearte y viceversa.

Los otros dos resultados no son equilibrios de Nash porque si tú envías bombas a mi no me conviene perdonarte la vida.

Dada la estructura del juego se puede saber que sólo hay dos opciones, las dos naciones se destruyen mutuamente o las dos se odian pero se toleran. Afortunadamente, se evitó el equilibrio catastrófico.

Este es un ejemplo muy sencillo y el análisis se podía llevar a cabo sin la necesidad del concepto de equilibrio de Nash o cualquier otra herramienta de teoría de juegos; sin embargo, hay casos mucho más complejos que pueden ser resueltos gracias a la teoría de juegos. Lo que espero es que el lector haya comprendido la utilidad y las aplicaciones posibles que puede tener la teoría de juegos.

Los juegos pueden repetirse, tener ramificaciones, resultados sujetos a probabilidades y otros muchos tipos de variantes. Hay varios libros de teoría de juegos pero muchos pueden ser extremadamente complicados, si te interesa aprender a usar las herramientas de teoría de juegos y no eres matemático, actuario, físico o algo por el estilo te recomiendo un libro de Jorge Fernández Ruíz llamado Teoría de Juegos: Su Aplicación en Economía. Donde se encuentra con seguridad es en la librería el Sótano que está dentro de El Colegio de México.

Post data.
Para aquéllas que se hayan enamorado de John Nash cuando vieron la película de Una Mente Brillante (A Beautiful Mind EUA, 2001), lamento decirles que no se parece a Russell
Crowe. Aquí hay una foto de Nash.

1 comentario:

Esther Croudo Bitrán dijo...

Eugenio:

Soy una fanática de la teoría de juegos y también de John Nash (es decir de Russell Crowe).

Te dejo un link que puede interesar a quienes no sepan nada acerca de la teoría de juegos http://personales.ya.com/casanchi/mat/tjuegos1.htm es bastante didáctico.

¿tu link? plop!!!

Saludos